¿Del Agroglamour al AgroCroisette?

El domingo debe ser al Festival de Cans como el sábado a un proceso electoral, una especie de día de reflexión. No tanto porque se piense concienzudamente sobre nada, y a lo que salga de los colegios electorales esta noche me remito, sino por el silencio.

Hoy sería un buen día para repetir el concierto de Los Coronas o para que desde el Torreiro quedase encendido algún amplificador y la banda sonora de los coches que abandonábamos la aldea lo hiciésemos al ritmo de Adiós Sancho o Jinetes Radiactivos.

Este particular Far West pero con vasos de plástico en vez de pelusas haciendo de remolinos por la carretera llegó a su fin con la vista puesta ya en la edición XV. Seguirá siendo un festival apto para marcianos, explica su director, Alfonso Pato, pero ojo, porque lo que empezó como un juego de confusión con el festival casi homónimo francés empieza a ser un problema de competencia que en algún momento habrá que resolver. Eso y superar el Agroglamour para ir un paso más allá, creando el AgroiCroisette o Agroglamourité son al menos algunas de las conclusiones a las que Pato llega en esta particular… “entrevista a destiempo”, que os calzo un flashback y asunto resuelto 😉

Hace cuatro días:

Continuar en A-55 en dirección Porriño-Tui-A-52-Ourense-Madrid. Seguir dirección A-52 Ourense-Madrid. Tomar la salida en dirección Cans.

Un bar y varias casas custodiadas por el Can amarillo después y… Ha llegado usted a su destino.

Efectivamente, tanto el cartel de Aquí hay Estrella como la escultura del perro son dos de las señas de identidad del Festival. También lo son las alfombras rojas, los chimpines (tractores) y sobre todo gente, mucha gente, pero ante la falta de todo esto cualquiera habría pensado que el GPS estaba por vacilar.

La primera -bueno, segunda- jornada de Cans no se celebraba en la aldea sino en el pueblo, en Porriño, así que, pese a llegar en hora, ni el director del Festival, Alfonso Pato, ni la entrevistadora se le apareció al contrario 😉 Él porque sabía donde tenía que estar y la menda… porque a veces tiene estas cosas: La mala costumbre de dar mucho por supuesto y leer poco más allá de los titulares.

Acostumbrada a llegar siempre a Cans solo en su día álgido, el sábado, el error sirvió para tener otra perspectiva del evento, el de la cotidianeidad de una aldea que todos los meses de Mayo, en solo 72 horas, multiplica por 30 su población de unos 450 habitantes.

Aumento demográfico y obviamente cambio radical de paisaje. Además, si de llover como si no hubiera mañana pasas a un sol radiante, efectivamente, debes dudar del grado de acierto de tu navegador.

Dudas que invitan a una primera pregunta, ¿dónde estoy?; para las que Pato tiene algunas respuestas, aptas incluso para mis congéneres (a veces olvido que soy de Saturno) y para un lector de Aruba, que sí, que lo tengo.

Alfonso Pato en el desfile de chimpines

-Estamos en un sitio ideal para marcianos porque caes aquí por primera vez y podrías caer en cualquier otro planeta menos en el planeta tierra, porque aquí todo es un poco diferente a lo que se puede imaginar de un festival. Es un sitio en el que el transporte son chimpines; en el que en los galpones hay cine, en los gallineros música… vamos, que si cayera aquí un marciano no creería esto, no sería el prototipo de lo que se va a encontrar en la tierra.

-El Festival nace un poco como un juego de confusión con el festival de Cannes, por eso se celebra exactamente en las mismas fechas y comparte jornada de clausura. A lo largo de sus ediciones, sin embargo, también ha coincidido con otros acontecimientos importantes como la boda de Letizia y el Príncipe, que siempre se menciona; tres procesos electorales, dos europeas y unas municipales; dos encuentros deportivos de los que “paran el país”…  ¿Es Cannes una coartada y Cans, realmente, pura estrategia para contraprogramar poderes e instituciones?

-Son ellos lo que nos contraprograman a nosotros. Nosotros ya estabámos ahí desde hace tiempo. El primer año ya nos encontramos de frente con la boda de Letizia y el Príncipe. Recuerdo perfectamente que era un día tremendo de sol aquí en Galicia, estábamos viendo trozos de la boda por la tele mientras pinchábamos algo y en Madrid estaba lloviendo a saco y había mucha gente republicana por aquí que se reía mucho. A posteriori, efectivamente, hubo otros acontecimientos: Muchas elecciones; conciertos muy grandes, recuerdo un año que estaba aquí a diez km Paulina Rubio, Alejandro Sanz… pero yo digo siempre lo mismo: El problema es de ellos.

Pero ya que nombras a Letizia y el Príncipe voy a contar una anécdota. El primer año unos chicos hiceron un documental maravilloso que se llama Ciudadano Cans donde unas partes del documental que hicieron  después era un Of de la boda con unos chimpines de Cans que iban por las leiras y la voz decía: “Ahí vienen las carrozas reales dispuestas a llevar a todos los invitados” y era muy gracioso porque te imaginabas cómo molaría ver a algún miembro de la realeza europea subir en un chimpín, sentados en el estiércol.

-Letizia y el Príncipe celebran como ya habéis hecho vosotros su primera década juntos. Ellos parece que están en crisis ¿goza Cans de buena salud, sentimentalmente hablando, claro?.

-Muuuy bieeeen, muy bieeeeen (recreándose). Muy bien relacionados con otros festivales… in love total.

In love con otros festivales, con el público… ¿y con lo institucional?

-Con lo institucional este año logramos una cosa muy importante, que por primera vez hubiese una convocatoria abierta de festivales y que se acabara el besamanos de tener que ir allí y según cómo tuviera la muñeca de alegre el que firmara un convenio pues eran unos euros arriba o abajo. Hay un convocatoria a la que concurrimos los festivales, con un tribunal que te juzga y que dure muchos años porque es el sistema de un mundo civilizado, como debe ser.

-¿Qué opinas de las medidas restrictivias o disuasorias en la playa de As Catedrais?

-¿¿¿¿¿?????

-Sí, vale, era una pregunta trampa, sobre el posible exceso o sobredimensionamiento del festival por el número de visitantes pero estaba feo decir, ¿sobra gente?

-Bueno, es un problema a veces… bendito problema como se dice realmente, ¿no? Cans no es el prototipo de As Catedrais o de un espacio natural entre otras cosas porque los lugares son privados, son casas de vecinos, hay espacios públicos… no queremos crecer mucho pero tampoco poner restricciones. Simplemente queremos que la gente que venga pueda tomar una cerveza tranquila, pueda pasear, disfrutar de las flores, pueda ver a los actores y por el medio también sabe que si tiene que pisar bosta hay que pisar bosta, que es un festival de zapato bajo no de tacón de aguja.

Con Karra Elejalde y Jorge Coira posando para Cris Andina y rezando por nuestras trayectorias después de Cans 😉

-Existe el mito de que el ganador de un Goya o de un Mestre Mateo no vuelve a currar en mucho tiempo o tarda en conseguir de nuevo un papel. Los premios de honra de Cannes Francia suelen palmarla en ese mismo año. ¿Qué futuro les espera a los ganadores de Cans o a los que disfrutan de una estrella en el Torreiro?

-La última peli que se estrenó en la edición pasada, Somos Gente Honrada, arrasó este año en los Mestre Mateo aunque también es cierto que antes pasaron películas que o no les fue tan bien o que incluso tuvieron más problemas para estrenarse (risas cabronas). En cuanto a las estrellas… no sé si hubo muchos cambios en sus trayectorias, nunca me puse a reflexionar sobre eso lo que quiere decir que no debió de haber grandes cambios vitales en la vida de los cineastas. Los que sí tienen grandes cambios son los cortometrajistas que salieron de aquí y ahora hacen sus primeras pelis, como Isabel Ayguavives, que pasó por Cans como cortometrajista y ahora presentó su primer largo o como gente muy cercana que no es que pasase con algún corto pero que ahora están aquí con sus pelis como Susana Soutelo, Alfonso Zarauza… y con eso nos conformamos, que su trayectoria evolucione y el festival sirva para eso.

-En esta edición, Cannes Francia tuvo un perro como protagonista. ¿Plagio, envidia o para cuando un hermanamiento entre festivales? ¿Agroglamour en la Costa Azul e It girls en el estiércol?

-Envidia, seguro (risas). Tenemos que crear un término entre Agroglamour y algo francés, AgroCroisette o Agroglamourité. Lo que sí creo, lo que cada vez veo más conforme pasan los años es que hay mucha gente que iba a venir aquí y no puede porque va al otro Cannes y este año voy a poner un ejemplo conocido, el de Lola Dueñas. Habláramos con ella para venir al estreno de Los Fenómenos pero ese mismo día estrenaba película en el otro festival, su primer papel protagonista en francés, porque ahora vive en París, y sé que tiene muchas ganas de venir, iba a venir dos veces y finalmente no coincidió. Tenemos cada vez más esa incompatibilidad con los invitados que están en los dos Can(ne)s al mismo tiempo y lo que era broma, lo que era un chiste que estaba bien, no sé si ahora a lo mejor nos trae problemas.

-El número de entradas para un público de unas 12.000 personas es de 1.100; incluso para los de letras, los números no encajan. Aquí hay mucha fiesta, tanta que por momentos uno hasta podría pensar quién patrocina a quién, Estrella Galicia al festival o a la inversa. Este año, la fiesta se celebró sobre todo a ritmo de Bravú, de 20 años de rock gallego. Si esto fuese Francia, que homenajeó a Mastroianni, ¿cómo sería la celebración a ritmo de La Dolce Vita?

-Tendríamos que poner un estanque alrededor del Can de piedra de la rotonda de entrada y allí, encima del perro, buscar a algunas vecinas simpáticas, orondas, mezcladas con algún otro más “glamouroso”. Viendo el otro día la última de Sorrentino, maravillosa, la verdad es que pensé mucho en este tipo de escenas, que me gustaría hacer algo así en Cans, no sé, producir esas imágenes, hacer algo parecido… bruto, impactante.

Frigolouro está ahí al lado, una matanza porcina según cómo puede tener un punto muy felliniano

-Sí, el estanque y una secuencia con banda sonora de los cerdos del matadero, todos chirriando de fondo y ellas bailando, sí, podría ser así…

… Si será o no hasta el próximo año no lo sabremos pero Cans descansa poco así que, si yo fuera cortometrajista o similar, iría currándome la propuesta 😉

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s